viernes, 6 de julio de 2012

NO TE ENGAÑES! PORQUE EN EL FONDO, NI TU, NI YO NI CASI NADIE BUSCA LA FELICIDAD…


¿Cómo? ¿qué dice este tío? ¿ que no busco la felicidad? Pues claro que la busco, como todo el mundo…

Pero ¿qué es la felicidad? ¿sabemos definir que es eso? Porque si lo supiéramos y conociéramos lo que necesitamos y queremos, nos daríamos cuenta que en el fondo lo que realmente deseamos primero es…

PAZ INTERIOR

O la llamada paz de Dios: un estado de serenidad interna a la que no la afectan las circunstancias, donde estás conectado con todo y con todos y que procede de estar bien con uno mismo y quererse, aceptarse y aceptar.

Porque una persona con paz interior:

-          Vive el aquí y ahora con intensidad, sin juzgarlo
-          No practica el resentimiento ni la ira
-          Acepta
-          Y se ha convertido en una maestra del perdón
¿A que suena a la carta de los reyes magos? Y pese a todo es lo que casi todos buscamos, aunque no los sepamos…

Una vez me pusieron un ejemplo para diferenciar la paz interior de la felicidad que no se me ha olvidado: si desgraciadamente un ser querido muere, no puedo estar feliz, pero sí puedo estar sereno y en paz. La felicidad en realidad está ligada a momentos más concretos, y estos momentos son más frecuentes cuanto más alegría de vivir tenemos, y más paz.

Pero no te voy a dejar así, te voy a ofrecer pistas para que puedas ir avanzando en “tu paz interior”. Porque aquí debajo te paso unas pautas y síntomas de dicha paz, que me ofreció “causalmente” hace muy poco mi terapeuta, coach y energizadora particular Olga Albaladejo (con la que tengo mi itv mensual para estar cada vez más en paz):
SINTOMAS DE PAZ INTERIOR. ¡CUIDADO CON ESTOS SINTOMAS DE PAZ!

  1. Una capacidad inconfundible de disfrutar de cada momento
  2. Perdida de interés en juzgar a otros
  3. Perdida de interés en juzgarse
  4. Perdida de interés en interpretar las acciones de los demás
  5. Perdida de interés en preocuparse (síntoma muy serio)
  6. Frecuentes desbordantes momentos de valoración
  7. Sentimientos dichosos de conexión con los otros y con la naturaleza
  8. Frecuentes ataques de sonrisas a través de los ojos del corazón
  9. Tendencia a dejar que las cosas sucedan en lugar de hacer que sucedan
  10. Tendencia a obrar y pensar espontáneamente en lugar de desde el miedo a experiencias pasadas
  11. Receptividad al amor de los demás, así como la urgencia incontrolable de compartirlo


¿A que hay por donde empezar? Yo ya estoy en ello, y nadie dijo que fuera fácil, pero sí te adelanto que no es que merezca la pena: Es que esto es lo trascendente en la vida, lo que la da sentido, y por eso, cada segundo que le dediques a mejorar tu paz interior será el segundo mejor aprovechado de cada día (y te garantizo que los que te rodean te lo agradecerán sobremanera también).

Porque además, y por si fuera poco, la paz interior genera sabiduría, y la sabiduría es trabajar la paz interior.

Para acabar, te paso una frase que tengo colgada en mi despacho y a la que no había prestado atención hacía tiempo, pero que ahora tengo muy presente:

“El arte de ser sabio es el arte de saber qué pasar por alto”

                                                                                         William James

¿Te apuntas a tener más paz y sabiduría? ¿ cual va a ser tu primer paso hoy?

34 comentarios:

  1. Gracias Josepe. Me ha encantado leer esto en este preciso momento.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Josepe!! Por hacerme reflexionar.. DE NUEVO!!!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. es que eres un reflexionador profesional, David!

      Eliminar
    2. es que eres un reflexionador profesional, David!

      Eliminar
  3. Estupenda reflexión, Josepe!! Me encanta poder repasar la serie de SINTOMAS que pones al final... y darme cuenta de que "padezco" algunos de ellos y muy seriamente!!! YUUUUPPPPPPPPPPPPPPIIIIIIIIIIIII!!!!


    Rafa

    Rafael Cabo Lazaro
    COACHING con RESULTADOS
    Clientes con Resultados =
    = Clientes Felices !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Rafa, cuanto me alegro de que padezcas los sintomas!!! y por muchos años!

      abrazos

      Eliminar
  4. Eres grande pues grande son tus preguntas Maestro. Desde la serenidad y el silencio a la belleza y cuando te topas con ello sencillamente ES si ES sencillamente y simplemente ES. SIEMPRE ADELANTE.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. tú tambien eres grande, Julio. SIEMPRE ADELANTE

      Eliminar
  5. Gracias por compartir, Maestro.Gracias por tu generosidad!!!

    ResponderEliminar
  6. Núria Iglesias Alsina6 de julio de 2012, 17:36

    Cuanta razón tienes...!!! No me lo había planteado así, pero ciertamente esa es la línea y con ella llegan los beneficios, para uno mismo y para su alrededor...!!! Qué grande eres Josepe...!!!

    ResponderEliminar
  7. QUE GRANDE ERES!!!
    Jesus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. mira quien habla, un tiarrón de 1'90, ja, ja

      Eliminar
  8. Hoy es el día perfecto para leer esto, uno de esos días en que todo lo ves negro. He decidido intentar buscar mi paz interior, sobretodo por mi salud. Gracias...

    Paloma

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. es una gran busqueda que merece mucho la pena, Paloma, a por ello!

      Eliminar
  9. Saber qué pasar por alto o perdida de interes ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debéis tener vivos sentimientos de amor, de intensa dicha o de sincera bondad. Quien carece de emociones no sirve para nada, mientras que quien intensas las tiene, aunque de siniestra índole, puede siempre tratar de refinarlas y perfeccionarlas. La persona insensible e indiferente no puede crear, destruir ni edificar. Observaréis que un gran destructor nunca es persona mezquina sino que algo admirable hay en él. Tampoco es mediocre ni endeble un gran amador. Cuantos más sentimientos y emociones tengáis, tanto mejor; pero al propio tiempo habéis de aprender a dominarlas, porque las emociones son como las malas hierbas, que si no las escardáis infectarán el jardín. Si tenéis débiles emociones, pero las vais alimentando día tras día, acabarán por crecer y vigorizarse. La idea de que no debemos tener sentimientos ni emociones es absurda y contraria a la espiritualidad. Cuanto más fervorosos sean vuestros sentimientos, mejor; pero habréis de dominarlos so pena de sufrimiento. Si no los domináis os apartaréis de vuestra Intuición y os extraviaréis por vericuetos en vez de seguir el camino recto hacia vuestro ideal.
      Jiddu Krishnamrti

      Eliminar
    2. desde mi punto de vista, podría llegar a ser lo mismo: no me interesa y por lo tanto paso por alto las cuestiones donde es mi ego quien se siente ofendido, maltratado, atacado... pero son cosas intrascendentes para mi vida con mayúsculas.

      Eliminar
  10. Ojala la conseguimos esta paz y desapego de lo que nos hata a nuestras emociones que mas nos hacen sufrir.

    ResponderEliminar
  11. Gracias josepe, la verdad es que la reflexión es muy buna y además me la aplico directamente, me ha venido muy bien en este preciso momento.

    Un abrazo y buen verano a todos.

    ResponderEliminar
  12. Con todos mis respetos, creo que el fin primigenio de cada persona, de forma consciente o inconsciente, es la búsqueda de la felicidad. No confundamos los caminos en los que la buscamos con el fin último.

    ResponderEliminar
  13. hola, Manuel, gracias por tu respuesta. la pregunta que me viene es ¿qué es para ti la felicidad?

    ResponderEliminar
  14. Gran reflexión, y grandes consejos, felicidades Josepe por tu camino interior. Un abrazo,

    Manuel Requena
    Www.smilecoaching.com

    ResponderEliminar
  15. Estoy comprometido 100% en tener confianza conmigo mismo.
    Josep Maria Roig Guitart (España)

    ResponderEliminar
  16. Hola Josepe,
    en mi caso los tíos más felices que conozco son sin excepción también los que desprenden esa serenidad que da la paz interna, con uno mismo... Así que no sé si la felicidad = esa paz, o esa paz + alegría o cómo es exactamente la fórmula. Pero desde luego es necesaria, o consecuencia o lo mismo... :-) Es casi una discusión semántica, no?
    Una nota: cuando se te muere un ser querido no estás ni feliz ni tampoco en paz (ni aunque seas al DalaiLama)... Cuando pasado un tiempo seas capaz de aceptar esa ausencia de manera natural, estarás de nuevo en paz y feliz... Abrazos, Néstor.

    pues yo creo que al final es una discusión semántica, no? Vamos, que

    ResponderEliminar
  17. si diariamente tomaramos 5 minutos para reflexionar nuestras vidas cambiarian un ciento por ciento

    ResponderEliminar
  18. Acabo de leerlo, acaba de ayudarme, las cosas que nos llegan con Amor ssiempre llegan en el momento adecuado.

    Gracias por cuidar tu Ser Esencial.

    ResponderEliminar
  19. muchas gracias a todos por compartir sobre este tema!!!

    josepe

    ResponderEliminar